El futuro de Eurovegas es una incógnita

No está nada claro que Eurovegas acabe siendo una realidad. La Comunidad de Madrid aprieta para forzar los cambios normativos que solicita Las Vegas Sands y conseguir que la compañía coloque la primera piedra a finales de año o principios de 2014.

Sin los cambios que pide la multinacional norteamericana del juego el proyecto Eurovegas está en el aire. El diario Cinco Días informaba que en las conversaciones de los analistas del banco estadounidense JP Morgan con los responsables de Las Vegas Sands no se desprende que la compañía vaya a realizar el proyecto.

La Ley Antitabaco sería uno de los primeros obstáculos que esgrimen los promotores como parte del retraso en el inicio de las obras. El último revés llegó desde Buenos Aires con la truncada carrera de Madrid para acoger los JJ.OO. del 2020. La celebración de los Juegos en la capital era una de las bazas que avalaban el macrocomplejo. Algunas informaciones apuntan a que Las Vegas Sands ya está buscando en Japón terrenos para instalar casinos y hoteles una vez conocida la elección de Tokio como sede olímpica. Queda claro que el magnate Sheldon Adelson no se casa con nadie y ahora el futuro de Eurovegas es una incógnita.

El gobierno de la Comunidad de Madrid está presionando al gobierno central para que fuerce todos los cambios legislativos. La pérdida del proyecto sería un fiasco tanto político como económico. En un contexto de crisis como el actual la inversión prevista es estratosférica y la generación de puestos de trabajo podría equivaler a un tercio de los parados de la comunidad de Madrid.

[HOME]

0 0 0