España quiere retrasar el roaming en Europa

Los países turísticos, encabezados por España, están cuestionando la homogeneización de tarifas telefónicas y la eliminación de los costes de roaming, prevista para junio de 2017. Esta rebaja de costes suponía una gran ventaja para los turistas europeos que se mueva por el interior de las fronteras de Europa.

La Comisión Europea había decidido que las operadoras no cobraran ninguna tarifa adicional a los clientes por llamar o conectarse a Internet en el móvil durante sus viajes. En la primera reunión de ministros de Telecomunicaciones de la UE, en la que se ha estrenado el español Álvaro Nadal –también ministro de Turismo-, la posición del gobierno de España ha sido contraria a asumir los plazos y las condiciones establecidas para el próximo junio.

Un grupo de países receptores de turistas entre ellos Italia, Reino Unido y Portugal, opinan que sus operadoras deberán hacer frente a unas importantes inversiones para dar servicio a todos los visitantes que reciba el país. España, receptora de 70 millones de turistas busca una forma que no grave al Estado con la factura de cubrir el consumo telefónico y de banda ancha de los visitantes. Los operadores han sido los que han impulsado a los respectivos gobiernos estatales a forzar el retraso y un cambio de las condiciones en la eliminación de las tarifas del roaming.

0 0 0