El intercambio de casas crece como propuesta turística

España y Francia destacan en la modalidad del intercambio de casa. En estos destinos ha aumentado de forma exponencial como alternativa a los alojamientos turísticos. Permiten estancias más largas a coste cero para los turistas que la practican.

Los datos facilitados por la plataforma HomeExchange cifran en las 200 mil pernoctaciones las que se han generado en España este año, frente a las 235 mil del 2019. Solo en Cataluña hay más de16.000 casas en intercambio.

La situación generada por la pandemia ha acelerado su desarrollo. Los nuevos hábitos vinculados a la covid-19 ayudan a las características de este modelo turístico de intercambio. Al tratarse principalmente de viviendas habituales la rotación de huéspedes es menor a las de un apartamento turístico y el contacto entre turistas y propietarios es directa.

Plataformas como HomeExchange cobran una cuota anual a sus miembros de entre 100 y 200 euros y los miembros pueden hacer tantos intercambios como acuerden entre ellos. El perfil de estos clientes que utilizan el intercambió de casas como modalidad turística son en un 40% familias con hijos, ya sean niños o adolescentes.

0 0 0