Presión sobre los turistas que estafan a los hoteles con falsas intoxicaciones

La Policía Nacional ha iniciado una operación para identificar a los turistas extranjeros que están denunciando a los hoteles baleares por falsas intoxicaciones alimentarias.

Más de 70 despachos de abogados británicos están tramitando denuncias falsas de clientes para recibir indemnizaciones de los hoteles donde pasan las vacaciones. La policía ya ha identificado a 800 turistas a los que investiga por estafa. Consideran que estos despachos, utilizando las leyes británicas, han generado un tramado que los convierte presuntamente en una organización criminal.

El sector turístico español que ofrece el régimen de ‘todo incluido’ hace tiempo que está teniendo perjuicios económicos por estas estafas. Los operadores descontaban a los establecimientos los importes de las reclamaciones de sus clientes al denunciar problemas estomacales. A parte, los hoteles han estado haciendo frente a costas judiciales para defenderse de las acusaciones. Algunas fuentes calculan que la pérdida podría alcanzar los 60 millones de euros.

En el Reino Unido también han comenzado a poner coto a estas prácticas. Recientemente una pareja ha sido condenada con hasta 15 meses de prisión por estafar a un hotel con una falsa intoxicación. Con esta primera sentencia se espera que otros denunciados empiecen a retirar las falsas reclamaciones.

0 0 0