Floja asistencia al Congreso de Turismo de Cataluña

Los empresarios Joan Molas y Joan Gaspart han criticado públicamente la poca implicación del empresariado turístico en el III Congreso de Turismo de Catalunya. La primera jornada del Congreso ha estado marcada por la floja asistencia de profesionales, de los poco más de 400 asistentes más de la mitad han sido estudiantes de turismo.

Ambos hoteleros han aprovechado sus intervenciones para reprochar a los empresarios que no hayan participado en un Congreso que llega en un momento de crisis económica global y de incertidumbre para el sector. Joan Molas ha llegado a cuantificar en sólo 47 el número de empresarios asistentes.

Con respecto al contenido de la primera jornada, una buena parte de las intervenciones han sido críticas con la administración, principalmente con la Generalitat de Catalunya. El presidente de la Cámara de Comercio de Tarragona, Albert Abelló, ha iniciado la sesión matinal reclamando más atención de la administración hacia el sector turístico. Por su parte, Joan Gaspart, presidente de HUSA, ha pedido soluciones a la administración para superar la crisis. También ha exigido a la Generalitat que valore al sector turístico como se merece porque aporta al PIB catalán más del dato oficial del 12%.

El director general de Turismo, Joan Carles Vilalta, considera que "ahora más que nunca necesitamos diálogo y reflexión". Vilalta ha reconocido que por primera vez, tras muchos años, el turismo en Cataluña está registrando datos de crecimiento negativo con respecto a la entrada de turistas extranjeros. La coordinadora del Observatorio del Turismo, Marién André, considera que una vez pase la crisis no se volverá al statu quo vivido durante algunos años. André ha anunciado que Cataluña está perdiendo turistas franceses mientras que un destino como Croacia está creciendo en este mismo mercado. André ha propuesto una reflexión al respeto.

Una de las intervenciones más reflexivas ha sido la del consultor Angel Díaz, de Advanced Leisure Services. Díaz considera que el modelo turístico catalán se encuentra en un momento de obsolescencia, y que está perdiendo en innovación turística y competitividad. Propone crear grandes iconos para mantener la posición de liderazgo en Europa, innovar y enfocar el destino a pocos productos y a clientes escogidos.

En las sesiones de la tarde el presidente de los hoteleros, Joan Molas, ha pedido a las Cámaras de Comercio y a la Generalitat que ayuden a las empresas turísticas catalanas, especialmente las pequeñas y medianas, a internacionalizarse. Molas cree que deben ser estos organismos los que han de asesorar y facilitar las inversiones en el exterior. Para Molas "no se puede cerrar este Congreso sin un compromiso firme" en este sentido.

0 0 0