Quizás sí, Marcel, que algo no acaba de funcionar

Una reflexión sobre la arraigada trayectoria del turismo en Cataluña, su valor como sector y la necesidad de continuar avanzando en innovación y excelencia.

Aunque referida a otra época –los inicios del siglo XX- en otro país –Gales- y en otro sector productivo –la minería del carbón-, la lectura del primer capítulo de La caída de los gigantes, el último bestseller de Ken Follet-que quizás muchos lectores deben conocer- remite inevitablemente –más allá de las inexactitudes que toda comparación comporta- a la idea que una sociedad productivamente especializada en una actividad económica y a través de la cual se organizan una serie de industrias y sectores auxiliares se caracteriza por el hecho de que sus miembros tienen conocimiento tácito –implícito, si queréis- sobre aquello que tienen entre manos, es decir, conocen las claves, los significados, las utilidades, las potencialidades y los riesgos y los relacionan con las propias capacidades.

Esta es una característica que se puede observar también, por ejemplo, en la Cataluña de la Revolución Industrial, generando asociaciones, organizaciones sindicales, posicionamientos políticos –a veces antagónicos-, innovaciones, pensamiento, formatos educativos, escuelas de formación o, incluso, espacios de investigación. Es por otro lado, un fenómeno bien conocido en términos de teoría económica. Conceptos como los de “atmósfera productiva”, “milieu”, “distrito industrial” o, más reciente y más exitosamente “cluster”, remiten necesariamente –a pesar de las diferencias entre ellos tanto por su contenido como por su significado respecto a lo que aquí comento o a su propia genealogía- a la idea de que las sociedades especializadas productivamente en alguna actividad impregnan a sus miembros de manera tácita cualidad de expertos.

Hablo de este hecho motivado por el excelente artículo de Marcel Forns de hace unas semanas en el Boletín 108 de Comunicatur. Y no me refiero tanto al contenido de su comentario –que subscribo plenamente- sino al propio subtítulo de su artículo “¿hemos entendido algo, tras tantos años?”. Parecería que sí, que por tradición, por experiencia, por dimensión, por especialización (aunque es bien cierto que Cataluña no está únicamente especializada en turismo), por vocación, por oportunidad y, si queréis también, por interés, deberíamos entender. Y no sólo profesionales y expertos sino el conjunto de la sociedad y también representantes políticos, activistas y opinadores.

El hecho es que algo no acaba de funcionar cuando son posibles cuestiones como las que Marcel Forns debate en su artículo o como, entre tantas y tantas cosas de estas últimas semanas, colectivamente nos fijamos en episodios anecdóticos descontextualitzados para censurar uno u otro destino; leemos declaraciones que afirman que en el ámbito del turismo no se necesita investigación como sí realizan otros sectores productivos; despedimos gestores públicos de probada competencia en territorios dónde el turismo –con formatos cualificados, arraigados en las capacidades del territorio, con proyección internacional y de alto valor añadido- se está convirtiendo en un catalizador no sólo económico sino también social e incluso ambiental; asistimos a debates insólitos que pretenden contraponer el turismo a otras actividades productivas como si Cataluña no hubiera sido, es y puede seguir siendo, un espacio complejo y multisectorial también en el contexto de la actual economía del conocimiento; o que escuchamos como se minusvaloran manifestaciones culturales creativas de referencia que en otros países que habitualmente tomamos como referentes (también y especialmente en ámbitos que no son el turístico) serían objeto de una atención especialmente esmerada.

Quizás sí, Marcel, que no hemos entendido nada, después de tantos años. Y con tantas cosas que hay que hacer (también para ser y hacer mejor aquello que venimos haciendo), sin duda, esto es preocupante.

Salvador Anton Clavé
Catedrático de Geografía de la URV y director general del Parc Científic i Tecnològic de Turisme i Oci

0 0 0