La astucia de Cabify para superar la normativa y operar en Cataluña

El servicio de VTC que ofrece Cabify vuelve a estar en marcha en Barcelona tras adaptar su aplicación a las restricciones que impuso la Generalitat e interpretando la norma de la precontratación anticipada de una forma particular.

Ha pasado un mes desde que las dos principales plataformas de alquiler de vehículo con conductor, Uber y Cabify, suspendieron sus servicios al considerar que el decreto ley aprobado por el Parlament de Catalunya, a instancias de la Generalitat, hacían imposible su negocio en la ciudad condal. Concretamente obligaba a la contratación de los vehículos VTC con una antelación de 15 minutos y no ofrecer servicio inmediato.

La plataforma ha adaptado su aplicación para establecer la precontratación de 15 minutos, pero sortea esta obligación haciéndola solo efectiva para la solicitud de reserva del primer servicio, para el resto, Cabify no requiere este tiempo. La fórmula legal en la cual se ampara para superar esta obligación es que en Barcelona opera de forma directa con los vehículos de alquiler y no como intermediario de la reserva.

El cliente firmará un contrato de alta de servicio y sólo esperará el tiempo estipulado en el primer viaje, después considera que no se trata de nuevas contrataciones sino de peticiones amparadas por el primer contrato. La adaptación tecnológica ha conllevado un coste económico a la compañía que considera no le correspondería asumir.

Tanto Uber como Cabify creen que el decreto ley catalán será revocado por la justicia al considerarlo contrario a derecho. Esperan que la situación será transitoria hasta que quede anulado por los tribunales. La normativa ha recibido algunas objeciones por la Autoridad Catalana de la Competencia y el Consejo de Garantías Estatutarias.

Cabify ofrece el servicio con una flota inicial de 300 vehículos que irá incrementándose en caso de necesidad. Con esta adaptación la empresa explica que hace un cambio de modelo respecto al que ofrecía antes del 1 de febrero, cuando dejó de operar en Barcelona.

0 0 0 0