Los hoteles en Europa cerraron 2011 en positivo

La actividad hotelera en toda la Unión Europea cierra 2011 con indicadores positivos, con un promedio de 5,6% de crecimiento en el RevPAR (ingresos por habitación disponible), aunque la dinámica positiva se desaceleró en el último trimestre. La tasa de ocupación media europea ha sido superior al 66%.

Segun el informe del European Cities Marketing, asociación de ciudades turísticas y convention bureau, los 27 países de la Unión Europea, sin distinción, más Suiza, han obtenido resultados positivos. Ningún país cerró el año con un descenso del indicador de referencia RevPAR. Los países europeos con mayor actividad hotelera -Reino Unido, Francia, Alemania o el Benelux- han crecido entre el 4% y 6%. La ocupación hotelera (66%) ha sido 2 puntos superior al 2010, año que ya supuso una fuerte recuperación tras la crisis de 2009.

Las ciudades de negocios -Amsterdam, Berlín, Hamburgo, Londres, Munich, París y Zurich- han superado el 75% la tasa de ocupación (habitaciones vendidas sobre habitaciones disponibles) durante todo el año. Londres ha batido todos los récords con una tasa de ocupación del 85% llegando casi a la saturación. En la parte inferior del ranking se encuentran las ciudades españolas como Zaragoza o Sevilla) y las italianas, especialmente Bolonia, que han tenido la dificultad de los mercados nacionales.

La fuerte demanda hotelera ha permitido incrementar de manera significativa el precio de la tarifa diaria a nivel europeo, alrededor del 4%. Sólo unas pocas ciudades alemanas (Berlín, Leipzig, Munich, Nuremberg), las ciudades italianas (Florencia, Turín) y las españolas (Bilbao, Madrid, Zaragoza) estuvieron por debajo de este incremento.

Para detallar la evolución de la hotelería española, si nos fijamos en el estudio de HotStats de TRI Consulting la actividad ha mostrado un buen comportamiento en términos de ocupación y precio medio. Este hecho junto a un control exhaustivo del coste de personal, habría permitido unos incrementos en beneficio y por tanto de rentabilidad en Sevilla y Palma de Mallorca.

Según este estudio, Barcelona sigue liderando la ocupación acumulada con un 75,5% para los hoteles de 4 estrellas, y Madrid lidera el precio medio con 176,71 euros para los hoteles de cinco estrellas de la capital. Los costes de personal se siguen manteniendo entre el 33,5% para Barcelona y el 42,8% para Palma de Mallorca.

A pesar del balance anual positivo se abre un interrogante sobre el comportamiento que tendrá en el presente año ya que a final de 2011 se detectó una caída del negocio hotelero. La degradación de las economías nacionales, la preocupación por el impacto de la deuda y las medidas de austeridad de los países puede tener un efecto en la caída del negocio y la actividad hotelera.

0 0 0