Orizonia desvía cobros a un fondo de Luxemburgo y adeuda pagos

Empleados de Orizonia denuncian que la empresa ha vendido créditos y facturas a una sociedad de Luxemburgo para que reciba pagos pendientes de los proveedores y por tanto Orizonia no ingresaría los abonos que puedan estar pendientes por servicios prestados. Este desvío, dicen los sindicatos, podría afectar al futuro cobro por parte de empresas y clientes acreedores. Entre ellos, los hoteleros, que cifran en 150 millones la cantidad que el operador turístico les debe.

El grupo turístico se defiende asegurando que el desvío del cobro a esta sociedad luxemburguesa se realizó con anterioridad al preconcurso cuando confiaban en que la operación de Globalia llegaría a buen puerto. De esta manera quieren desmentir intencionalidad alguna de desviar fondos. La cesión de los derechos de cobro a este fondo extranjero se realizó para conseguir liquidez, aseguran.

El preconcurso de acreedores de Orizonia y el ERE que tiene en marcha, ponen difícil el retorno de los 150 millones de euros que el operador adeuda a la hotelería. Según cálculos de la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (Cehat), esta cifra corresponde tanto a establecimientos de grandes cadenas como en hoteles pequeños y medianos.

Por su parte la Confederación Española de Agencias de Viajes (CEAV) ha pedido al Instituto Nacional de Consumo que obligue a Orizonia devolver el dinero a los clientes que adelantaron el importe de sus viajes y que ahora no podrán realizar. Calculan que la compañía cuenta con un depósito cercano a los 9 millones de euros en este concepto. Consideran que si Orizonia utiliza esos depósitos para otro fin estarían incurriendo en delito de apropiación indebida.

[HOME]

0 0 0