Mejora en la accesibilidad de los aeropuertos europeos

Desde esta semana, los viajeros discapacitados puden disfrutar de las mejoras que se han puesto en marcha para mejora la accesibilidad de los aeropuertos de toda Europa. El 26 de julio entró en vigor en todos los aeropuertos europeos el reglamento comunitario que obliga a las entidades de gestión aeroportuaria -Aena en el caso español- a disponer de un servicio de atención a los pasajeros con discapacidad que les garantice el acceso al transporte aéreo.

Esta iniciativa de la Comisión Europea pretende incrementar las facilidades para viajar a los más de 127 millones de ciudadanos comunitarios que sufren alguna clase de discapacidad. Se considera un paso importante pero no el definitivo, ya que, en el caso del sector turístico, queda mucho trabajo por hacer, tanto en el transporte ferroviario y terrestre como en el alojamiento y en las actividades complementarias, entre otros.

Hasta ahora, este servicio a personas discapacitadas lo ofrecían las compañías aéreas pero no siempre era de obligado cumplimiento. La atención desde la llegada y hasta el embarque correrá ahora a cargo de las empresas gestoras de los aeropuertos, mientras que una vez en el avión, la atención especial a estos pasajeros la llevarán a cabo las aerolíneas, como hasta ahora.

Para disfrutar de este servicio, el pasajero tiene que advertir de su condición a la compañía aérea directamente o hacer el trámite a través de su agencia de viajes, 48 horas antes del inicio del trayecto y, posteriormente, solicitar la asistencia al teléfono habilitado por Aena (902 404 704).

La atención facilitada por el personal del aeropuerto consiste en la recogida del pasajero en un punto de encuentro determinado, ayudarlo a transportar su equipaje, el traslado hasta el mostrador de facturación, la ayuda en la gestión de los trámites de facturación, y el acompañamiento hasta la zona de embarque pasando por los controles de aduana y de seguridad.

La normativa contempla además el derecho a subir a bordo perros lazarillos y a facturar gratuitamente las sillas de ruedas.

0 0 0