La campaña de turismo activo y deportes de aventura comienza en Lleida con un 5% más de empresas

Con la entrada de la primavera, la llegada del buen tiempo y el inicio del deshielo, las comarcas de Lleida inician la temporada 2015 de turismo activo y deportes de aventura con 234 empresas, distribuidas por el conjunto de las 13 comarcas leridanas, que ofrecen una cincuentena de actividades de tierra, de aire y de agua. Esta cifra supone un incremento de un 5% respecto a la oferta del inicio de la campaña del pasado año, cuando había 223 empresas, y de un 12% respecto a las de 2013. Las previsiones para esta nueva temporada son poder llegar a los 660.000 servicios. Un año más la demarcación de Lleida mantiene el liderazgo en España en este ámbito.

La campaña de los deportes de aventura toma prácticamente el relevo a la temporada de esquí, que finalizó el 12 de abril. La campaña 2015 ha comenzado con un total de 234 empresas distribuidas por las 13 comarcas leridanas que, en un privilegiado entorno paisajístico y unas excelentes condiciones naturales, ofrecen una gran diversidad de propuestas de dificultad variable y pensadas para públicos de todo tipo y edad.

Durante la presentación de la campaña 2015 el presidente de la Diputación de Lleida, Joan Reñé, destacó el potencial que suponen el turismo activo y los deportes de aventura para las comarcas leridanas, ya que cuentan con una larga tradición y un crecimiento sostenido que permite mantener su liderazgo a nivel de España. Reñé explicó que los deportes de aventura dieron trabajo a 1.807 personas y la temporada 2014 se cerró con la contratación de unos 625.000 servicios. En este sentido, las previsiones para esta nueva temporada son las de poder llegar a los 660.000 servicios, lo que significaría un aumento prácticamente del 6% en la contratación de actividades de tierra, aire y agua.

Actividades de turismo activo en las 13 comarcas leridanas

Las 234 empresas que inician la temporada este año 2015 suponen un crecimiento de un 5% respecto al número de empresas del pasado año, cuando había 223, y de un 12% respecto a las de 2013, cuando había 206. Según el estudio que lleva a cabo el Patronato de Turismo de la Diputación de Lleida, de las 234 empresas de turismo activo y deportes de aventura que hoy en día ofrecen sus servicios en el conjunto de la demarcación de Lleida, 185 pertenecen a la zona del Pirineo y Prepirineo y 49, al llano de Lleida. El incremento de empresas de este año 2015 se ha producido en las comarcas del Pirineo, que han pasado de 174 en 2014 a 185, con un crecimiento de un 6%, motivado por la creación de nuevas empresas y también por una mayor diversificación de algunas, que han añadido actividades y propuestas de naturaleza y de turismo activo y deportes de aventura a las actividades de invierno que ofrecían hasta ahora.

Las previsiones para esta nueva temporada son poder llegar a los 660.000 servicios, lo que supondría un aumento prácticamente del 6% en la contratación de actividades de tierra, aire y agua. Este mayor optimismo de cara a la presente temporada viene dado tanto por el incremento de la oferta como por las buenas condiciones que encontrarán los aficionados a las actividades de turismo activo en las comarcas de Lleida y, de forma significativa, las relacionadas con el agua, gracias a las fuertes nevadas de este invierno que dejarán unas buenas condiciones para todas las actividades de río con el deshielo, así como por la mejora en el comportamiento turístico que se está notando en los últimos tiempos en la demarcación de Lleida.

En cuanto al balance de la anterior temporada, cabe destacar que las empresas ofrecieron unos 625.000 servicios de turismo activo, un 5% más que el año 2013. Las empresas hicieron unos 310.000 servicios de actividades terrestres, 305.000 servicios de actividades de agua y unos 10.000 de aéreas.

El rafting siguió siendo el producto estrella de las distintas modalidades de turismo activo y deportes de aventura durante el año 2014, con unos 145.000 servicios contratados, seguido del descenso de barrancos con poco más de 105.000 servicios. En cuanto a los deportes de tierra, las actividades de trekking-senderismo se situaron en la primera posición con casi 100.000 servicios; también el BTT tuvo cerca de 100.000 servicios contratados, mientras que la hípica siguió teniendo bastante relevancia con 50.000 servicios. También se ha podido constatar que existe una tendencia al alza de alquilar los servicios de un guía especializado en senderismo.

El impacto económico del sector asciende a 76 millones de euros

El impacto económico de este sector en 2014 fue de 76 millones de euros (considerando los ingresos procedentes de la propia actividad, el alojamiento y la restauración), que supone un incremento de unos 10 millones más respecto a 2013. Si consideramos sólo los servicios ofrecidos por las empresas del sector, el volumen de negocio es de 27 millones de euros. Los deportes de aventura emplean a 1.807 personas, de las que unas 667 trabajan a tiempo completo, unas 429 a tiempo parcial y unas 711 son personal básicamente autónomo.

El cliente de las empresas de turismo activo que visita la demarcación leridana sigue siendo mayoritariamente de Cataluña (el 73,4% del total), sobre todo de Barcelona y de su área metropolitana (70%), seguido del procedente de la demarcación de Lleida (15%), de Tarragona (10%) y de Girona (5%). Otro 15,4% se desplaza desde otras comunidades autónomas –básicamente de Madrid (30%), País Vasco (27%) y la Comunidad Valenciana (25%)–, mientras que el 11% corresponde al mercado extranjero y es sobre todo de origen francés, holandés e inglés, sin olvidar el cliente israelí. /Noticia emitida por el Patronato de Turismo de la Diputación de Lleida

0 0 0 0