Expectativas desiguales en Semana Santa

Las diversas perspectivas de ocupación que se dan desde diferentes sectores y territorios podrían variar según vayan evolucionando las reservas de última hora y la climatología.

Mientras Ucave registra un incremento de cerca de un 1% en las reservas para Semana Santa respecto al 2012, porque “la larga distancia se ha cerrado con antelación”, ACAV prevé un descenso del 5% que la asociación atribuye al parón del consumo nacional y a que las fiestas se han avanzado y aún puede hacer frío en algunos destinos.

Precisamente el frío y las nevadas de esta temporada beneficia a las comarcas de los Pirineos. El Patronato de Turismo de la Diputación de Lleida prevé una buena ocupación en las zonas turísticas de Lleida entre el Viernes Santo y el Lunes de Pascua, que podrían situarse alrededor del 80% de ocupación.

Las comarcas de Lleida recibirían unos 70.000 turistas que generarían más de 150.000 pernoctaciones en las diferentes modalidades de establecimientos de alojamiento turístico, tanto de la zona de la Plana como del Pirineo de Lleida.

Diversas estaciones de esquí alargan la temporada, como Port del Comte y Port-Ainé, y Baqueira incluos alargará hasta el 5 de mayo. Durante unas semanas, pues, el esquí convivirá con los deportes de aventura.

En el caso de las comarcas de Girona, se prevé que abran entre el 85% y el 90% de la flota hotelera de la provincia. La media de la estancia ocilará entre dos y tres noches.

Previsiones negativas de la Cehat

Según el Observatorio de la Industria Hotelera, elaborado por PwC para la Cehat, las expectativas son negativas por primera vez en los últimos cuatro años debido a aspectos como la subida de las tasas aeroportuarias y la tendencia cada vez más marcada en las reservas de última hora.

El OHE Hotelero, que mide las perspectivas de los hoteleros relativas a las pernoctaciones, ofertas de plazas, rentabilidad, estancia y precio medio, promociones y publicidad; se sitúa en los 36,12 puntos, cifra que supone una caída del 23% respecto la Semana Santa anterior.

La rebaja de las perspectivas hoteleras se refleja en una caída de la práctica totalidad de factores analizados excepto en oferta de plazas, estancia media, esfuerzo promocional y gasto publicitario.

[HOME]

0 0 0 0