El turismo huye de la inseguridad. Toque de atención para Cataluña

Evitar la imagen de inestabilidad en Cataluña es el objetivo del sector turístico y de la administración. Por ese motivo las declaraciones de los empresarios son muy moderadas para no avivar el fuego.

En privado los hoteleros y restauradores reconocen cancelaciones de reservas, en algunos casos llegan al 40% por la anulación de grupos vinculados a eventos de negocios. El efecto a corto y medio plazo será mayor de lo que se intuye en estos momentos.

Las autoridades catalanas también se manifiestan en la misma línea de discreción que los empresarios catalanes. Contrasta con la actitud del empresariado de Madrid y del Gobierno español. A las afirmaciones del Ministro de Turismo, Álvaro Nadal, en las que aseguraba que el proceso soberanista estaba afectando negativamente al turismo más que los atentados de Barcelona y Cambrils de agosto, hay que sumarles los comunicados de la CEOE y la Mesa del Turismo en el que no esconden que la situación está provocando una reducción de reservas turísticas.

Mientras la paz social se mantenga en las calles y no se trasladen imágenes de inseguridad el destino puede resistir. Los medios internacionales han puesto el foco estos días sobre Cataluña, igual que lo pusieron tras los atentados del 17 de agosto. Mucho protagonismo para un destino que destaca por ofrecer seguridad y servicios de calidad. El teniente de alcalde del ayuntamiento de Barcelona, Jaume Collboni, ha sido muy claro: “al turismo no le gusta la inseguridad”

El turismo no tiene una relación directa con el posible deterioro de la economía de Cataluña provocada por la cancelación de nuevas inversiones y el cambio de sede de empresas, en estos momentos más de medio millar pero que aportan casi la mitad del PIB de Cataluña. Aunque el cambio de sede social no afecta al cómputo de PIB que se vincula a las unidades productivas. Pero el turismo sí que tiene una relación directísima con la inestabilidad social y con un panorama general de incertidumbre, preocupación y tensión.

0 0 0 0