Booking sólo ofertará las viviendas turísticas legalizadas en Cataluña

La administración catalana ha conseguido que Booking, el segundo operador mundial de reservas online, siente precedente entre los portales turísticos y expulse la oferta ilegal de apartamentos..

De esta forma acata la normativa catalana sobre viviendas turísticas que obliga a publicar el número de registro o licencia que identifica a cada establecimiento. Booking sólo comercializará las viviendas que cuenten con ese número denominado RTC (Registro de Turismo de Cataluña) Ahora se abre un periodo hasta final de año para que desaparezcan estos apartamentos del web de este gigante de internet.

La Generalitat espera una reacción en cadena del resto de operadores que hasta la fecha se han mostrado reacios a cumplir con esta normativa. La condición de administración autonómica de la Generalitat ha permitido a los portales sortear los imperativos legales que les imponían desde un ámbito local apelando a su condición de plataformas supranacionales.

Fuentes de turismo informan que en el último año han abierto expediente a 17 plataformas para requerirles que cumplan con la normativa catalana de viviendas turísticas aprobada a finales de 2012. La actuación más sonada ha sido la sanción a Airbnb, la primera que recibía la compañía norteamericana en todo el mundo, que mantiene una pugna en Barcelona por mover miles de viviendas turísticas ilegales en la ciudad.

En Cataluña hay unas 45.000l viviendas legalizadas con número RTC. Esto significa menos de la mitad de las existentes aunque en los últimos años se han ido legalizando paulatinamente. Excepto en Barcelona, donde el Ayuntamiento ha cerrado el grifo del registro de cualquier tipo de alojamiento, y muy especialmente de los apartamentos.

0 0 0 0