Alojamiento, comida y compras: los tres ingredientes clave del turista satisfecho

Atraer a los turistas es importante, pero también lo es tanto o más conseguir que se marchen contentos. De esto dependerá que vuelvan o que recomienden a sus familiares y amigos el destino en cuestión. Un buen alojamiento, comida de calidad y la oportunidad de realizar unas buenas compras son los tres ingredientes clave para lograr este objetivo.

Así se desprende del estudio Value for money perception in European cities. Improving the visitor experience de European Cities Marketing, que señala estos tres servicios como los que más condicionan la valoración de la calidad-precio que el turista hace de su viaje. Dicho informe analiza la competitividad de diferentes ciudades europeas y no europeas según la percepción que tienen los visitantes en relación al coste de lo que pagan y la satisfacción de lo que obtienen.

Además de los tres elementos ya mencionados, el estudio también tiene en cuenta otros aspectos como la hospitalidad, la seguridad, la limpieza, el precio del transporte público y el coste de las actividades de cultura y ocio.

La hospitalidad es, precisamente, el activo que mejor valoran los turistas que visitan la capital catalana, según encuestas de Turisme de Barcelona. El trato de los barceloneses con los visitantes roza el excelente, con una calificación de 8,73 sobre 10. Otros elementos que también reciben buena nota son las compras, la restauración y la hostelería, con calificaciones por encima del 8.

En general, las ciudades europeas tienden a esforzarse más en satisfacer a los turistas que las ciudades no europeas, si bien los servicios de estas últimas también obtienen buenas calificaciones en determinados servicios, como el transporte público, que se considera caro en Europa.

0 0 0